De colores…

LOGO HARA

Logo HARA

Nos sentamos en una postura cómoda, con la espalda recta.
Inspira suavemente.
Inspira, 1, 2, 3, 4, lentamente suelta en 1, 2, 3, 4.
Coge aire otra vez en 1, 2, 3, 4, y suelta 1, 2 ,3 ,4.

Ahora cierra los ojos con suavidad, inspira profundamente y suelta el aire poco a poco.

Escucha la música. La música te envuelve.

https://www.youtube.com/watch?v=03s2sG88NH0

Ha llovido. Ha llovido mucho pero ahora ha vuelto a salir el sol y notas su calor.

Mira el cielo azul y las nubes blancas. Hay gotas de lluvia plateada sobre las hojas y la hierba.
Ahora mira a lo lejos, allá descubres el arcoíris. Es un arcoíris precioso y parece distinto. Parece que lo han pintado.

¿Cómo llegarás al arcoíris? Solo tienes que desear estar allí.

Estás ahora a los pies del arcoíris. Fíjate en los colores. Todos y cada uno de sus colores.
(Se pueden nombrar si los niños son pequeños: rojo, naranja, amarillo, verde, azul, añil, violeta)

Ahora sientes cómo los colores van cubriendo tu cuerpo.
Elige los colores que tú quieras.
Cada parte del cuerpo la cubrirá un color diferente.

Empieza por los pies. Tus pies son de color…
Sube ahora por tus piernas. Son de color…
Tu tronco…
Tus brazos…
Tu cara…
Tu cabeza…

Y ahora vas a volver a tu corazón
Elige un color y de tu corazón sale ahora ese color que lo inunda todo.

Un gran arcoíris te rodea y, en el centro, tu corazón iluminado con ese color que te gusta tanto…

Da gracias ahora, por todos los colores que forman parte de tu vida.
(Se deja a los niños escuchando la música…)

Haz una inspiración profunda.
Ahora, poco a poco, cada uno a su ritmo, sin prisas, abre los ojos.

Compartimos:
Cómo te has sentido
Qué color has elegido para su corazón.

Juntos somos luz

Mañana, día 26 de mayo, es el “Día mundial de la educación católica”.
Todas las personas que formamos este colegio menesiano celebramos este día con alegría y nos unimos a tantos colegios que hoy celebran este día…
El papa Francisco nos anima a recordar lo que Jesús dijo a sus amigos: “Id por todo el mundo y anunciad la Buena Noticia”.
Cada escuela católica es un lugar donde escuchamos y vivimos la Buena Noticia de Jesús que nos alegra y compromete a “ser luz” y mejorar el mundo día a día.
#DíaMundialDeLaEducaciónCatólica
#JuntosSomosLuz.

1-3 Primaria

Gracias, Jesús, por nuestro cole.
Nuestro cole es una de las muchas escuelas católicas del mundo.
Gracias por poder aprender y crecer.
Gracias poder compartir y hacer amigos.
Gracias por los educadores que nos cuidan y ayudan.
Que podamos ser luz para otros. Amén

4-6 Primaria

Terminamos rezando esta oración (despacito…) para agradecer estar en una escuela católica y animarnos a conseguir que “juntos seamos luz” para otros

 

 

2 ÁNGEL

#LaMennaisTrato

«No tengáis miedo” (Lc 12,7)

GRACIAS
Gracias, Señor, por poner en mí
la semilla de tu cercanía,
Gracias por cuidar de mí
gracias por acompañar mi vida.

AQUÍ ESTOY
Que viva cada día, Señor,
sabiendo que estás a mi lado.
Me dices: “No tengas miedo, estoy cerca de ti”
por eso confío que me acompañas.

CUENTA CONMIGO
Cuenta conmigo para acompañar a otros
como tú me acompañas.
Cuenta conmigo para cuidar de cada persona
porque es única para ti.

Respeto y cuido la naturaleza

La excursión de los castores

El manzano silvestre, el de lo alto de la colina, se vestía con los colores de la primavera: verde, muy verde y blanco de sus pétalos. En el suelo, a los pies del viejo árbol, se formaba la alfombra de pétalos que cada año era distinta, pero siempre espectacular.
Muchos animales venían a verlo, como la patrulla de castores montañeros, que no se lo perdía nunca. En total eran quince. Todos iban muy contentos en la excursión. Cantaban y comían  golosinas que habían traído de sus madrigueras. Pero iban demasiado relajados.
Cuando la castora Mina, acabó su bolsa de cortezas, la tiró despreocupadamente y fue a parar a la orilla del riachuelo. Pasó la corriente con fuerza y arrastró la bolsa.
Más tarde, el castor Lapicero construyó una cometa con un plástico y unos palos y la puso a volar. Estuvo un buen rato viéndola, pero después, se le quedó atrapada en unas ramas. Como sus amigos seguían con el paseo, Lapicero no se paró a recuperarla.
Otros castores, tiraron los papeles de las golosinas y sobras de la comida en unos matorrales.
Cuando pararon a descansar, Cartabón, que era el jefe del grupo, propuso hacer unas cabañas y sin pedir permiso a nadie, comenzaron a roer el árbol de la maestra Lechuza.
La maestra salió a ver qué pasaba.
– ¡Alto! ¡Esta es mi casa, no se puede talar!
Y después comprobó asustada cómo habían dejado el bosque los castores excursionistas.
– ¡Qué horror! – ¿Qué hace esa bolsa flotando en el río?
– ¿Y la cometa? ¿Se va a quedar ahí?
– ¿Qué me decís de las basuras?
Los quince castores pidieron perdón a la maestra y comenzaron a recogerlo todo.
Ella les dijo:
– Nos encanta que vengáis a ver el manzano, pero debéis respetar el bosque , cuidando a las plantas y a los animales que vivimos aquí. Es importante mantenerlo limpio para que siga siendo saludable y bonito. ¡Así el año que viene podéis volver a disfrutarlo!
Los montañeros se despidieron asegurando que habían aprendido la lección.

Compartimos:
¿Con qué te quedas de este cuento?.
Algo concreto para hacer hoy en casa, en el cole, en el barrio…

 

Jesús nos da su paz

Estamos viendo una guerra en Ucrania que dura ya muchos meses.
Millones de personas que han tenido que marchar de su país para poder vivir en paz.
Miles de muertos en esta guerra y en otras muchas que hay en el mundo.
Nosotros queremos la paz.

Propuesta: después de haber visto el vídeo… dibújate o dibuja a un compañero un corazón en la palma de la mano.

 

Eres amor

LOGO HARA

Logo HARA

MODALIDAD:    VISUALIZACIÓN

MUSICA:            Brian Crain Dream of Flying

Adoptamos la postura básica y poco a poco nos vamos haciendo más conscientes de nuestra respiración.
Notamos cómo el aire entra y sale por la nariz.
Nos disponemos a hacer una respiración más profunda.
Cogemos aire por la nariz, lo retenemos y lo vamos expulsado suavemente por la boca (…)

Imagina que estás en un lugar maravilloso.
Puede ser un bosque, una playa tranquila, tu habitación,…
Estás allí sentado, tranquilo, relajado, disfrutando del lugar.

De repente, ves cómo sobre ti van cayendo unas gotas de luz.
Como una lluvia fina, van cayendo las gotas de luz sobre ti.
Cada gota de luz te trae un poquito de paz, de tranquilidad, de amor,…

Te vas llenando poco a poco de esas luces.
Te vas llenando de amor, de paz,…
Esas lucecitas, van creando sobre ti un manto luminoso, que va envolviendo tu cuerpo.
Es un luz suave, que te envuelve, te arropa.

Te sientes amado, amada. Te sientes aceptado, aceptada

Esa luz va penetrando por tu cuerpo y va recorriendo todo tu ser, llenando todos los rincones de amor, paz, tranquilidad,…
Te sientes profundamente amado, amada.
Y sientes deseos de amar a los demás.
Con este sentimiento, vas saliendo poco a poco de la visualización.

Pensamos y compartimos:
¿Qué he hecho?
¿Cómo me he sentido?
¿Qué he descubierto?

Cantamos a María

Estamos a mitad del mes de mayo y seguimos recordando y orando a María, para que nos siga protegiendo, acompañando y nos enseñe a ser buenas personas, buenos amigos, buenos hijos e hijas, buenos compañeros en clase…

Despues de ver el vídeo rezamos un «Ave María»

1-3 Primaria

https://www.youtube.com/watch?v=Q_Jvj8NSE1s

4-6 Primaria

1 LAZOS

#LaMennaisTrato 

«Os llamo amigos» (Jn. 15,15)

GRACIAS
Gracias, Señor, por poner en mí
la semilla de tu amor.
Gracias por los lazos de cariño
que me unen a mi familia, a mis amigos,…

AQUÍ ESTOY
Que seamos cada día más amigos.
Que me deje cuidar
por las personas que pones mi alrededor,
ya que ellos me hacen llegar tu amor.

CUENTA CONMIGO
Cuenta conmigo, Señor
para cuidar con cariño a otros.
Cuenta conmigo para hacer llegar tu amistad,
a quienes pones cerca de mí.

Abraza aquello que te hace especial

LOS DOS CÁNTAROS

En una pequeña aldea situada en pleno desierto, vivía un hombre que cada mañana traía agua desde un manantial ubicado a unos pocos kilómetros de distancia. Colocaba dos grandes cántaros a ambos lados de una gruesa barra de madera que, a su vez, apoyaba en sus hombros. Y así, con la alegría en el cuerpo y una sonrisa en el alma, comenzaba un camino que siempre era el mismo.
Tardaba más o menos una hora en llegar hasta el manantial. Una vez allí, se sentaba un rato a descansar y después llenaba los dos cántaros para iniciar el regreso.

Aunque eran parecidos, había una diferencia importante entre ambos recipientes. Uno cumplía a la perfección su trabajo, pues mantenía toda su agua intacta durante el trayecto. En cambio, el otro, debido a una pequeña herida en uno de sus costados, iba perdiendo agua durante el regreso; tanta que, al llegar de nuevo a la aldea, había perdido la mitad de su contenido.

Este último cántaro, conforme pasaban los días, se sentía cada vez más y más triste, pues sabía que no estaba cumpliendo con su trabajo. Y aun así no entendía por qué su dueño no lo arreglaba o, directamente, lo sustituía por otro. Pensaba: “Quizá esté esperando el momento en que me rompa totalmente para cambiarme por uno más nuevo”.

Y así pasaban los días, y las semanas, y los meses, y el cántaro cada día se sentía menos útil…
Llegó el día en que ya no pudo aguantar más y, aprovechando que el aguador lo abrazaba entre sus manos para llenarlo de agua, se dirigió a él:
– Me siento culpable por hacerte perder tiempo y esfuerzo. Te pido que me abandones y me cambies por otro más nuevo, pues ya ves que soy incapaz de servirte como debiera.
– ¿Qué? -contestó el aguador, extrañado-. No te entiendo, ¿por qué dices que no me sirves?
– Acaso no te has dado cuenta de que estoy roto y voy perdiendo la mitad del agua durante el camino de vuelta.

El aguador, conmovido, mostró una pequeña sonrisa, la abrazó junto a su pecho y le dijo en voz baja:
– No eres mejor ni peor, simplemente eres diferente y justamente por eso te necesito.

El cántaro no entendía nada.
– Mira, vamos a hacer una cosa -le contestó el aguador-. Hoy, durante el trayecto de vuelta quiero que te fijes bien a qué lado del camino crecen flores.

PIENSA Y COMPARTE
¿Por qué valoraba el aguador al cántaro roto?
¿El cántaro se fijaba más en sus cualidades o en sus defectos?
¿Y tú? ¿Te fijas más en tus cualidades o en tus defectos?