Santo de la semana: Tomás de Aquino

Un dominico muy mayor, llamado Eduardo, contaba a unos niños la historia de Santo Tomás. Les decía:
Tomás nació en Aquino, cerca de Nápoles, hacia 1225. Sus padres eran los condes de Aquino.
Cuando tenía 19 años decide hacerse dominico, con gran oposición de su familia.
Estudió en Alemania con otro dominico muy famoso: Alberto Magno.
Como era un poco fuerte y muy callado sus compañeros pensaron que no era muy listo y le pusieron el apodo de “El buey mudo”.
Su maestro, Alberto, al leer algunos de sus escritos quedó impresionado por su inteligencia y le animó a estudiar filosofía.
Tomás escribió un libro muy importante sobre cómo es Dios, llamado la “Suma Teológica”.
Es patrono de los estudiantes y su fiesta se celebra el 28 de enero

Oración a Santo Tomás de Aquino:

Tomás les decía a sus compañeros:
“Tratad a los demás
como deseéis que ellos os traten a vosotros”.

Ayudados, Padre Bueno,
a tratar bien, con cariño,
con respeto y amor,
a todas las personas que pones a nuestro lado.

Cuida, a través de Santo Tomás,
a todos los estudiantes,
sobre todo a los que más les cuesta aprender.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *