Me libero…

Nos sentamos en una postura cómoda, con la espalda recta.
Inspira suavemente. Inspira, 1, 2, 3, 4, lentamente suelta en 1, 2, 3, 4.
Coge aire otra vez en 1, 2, 3, 4, y suelta 1, 2 ,3 ,4.

Cierra los ojos con suavidad, inspira profundamente y suelta el aire poco a poco.

Ahora, cada uno de vosotros va a imaginar que está al lado de una cascada. Oímos el sonido del agua. El agua de la cascada cae…

Música: https://www.youtube.com/watch?v=s1mZbiXiIaQ

Sientes ganas de tocar el agua. Vas poco a poco y te sitúas debajo de la cascada. El agua cae por todo tu cuerpo, desde la cabeza a los pies.
Sientes cómo al caer el agua, te desprendes también todas las cosas que quieres mejorar, cosas como tu pereza, el no compartir, hacer burla  a los demás… (dependiendo de la edad de los niños se pueden decir unas cosas u otras y añadir más).

Sales de la cascada y te sientas. Te sientes más libre y relajado.
Ahora, pon tu mano izquierda sobre tu corazón y la derecha encima.
Inspira suavemente y lentamente suelta el aire en 1, 2, 3, 4.
Y así, tranquilo, escucha esta música.

(Se pone la música y se les deja un ratito en silencio).

Música: https://www.youtube.com/watch?v=MrAhyTz2Mts

Ahora poco a poco, cada uno a su ritmo, sin prisas, abre los ojos.

Compartir:
Contar brevemente cómo me he sentido y de qué me he desprendido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *