El santo de la semana: Valentín

El 14 de febrero se celebra el Día de San Valentín.
Valentín fue un médico romano del siglo III. Se hizo sacerdote y ayudaba a los cristianos perseguidos.
En aquella época no se permitía el matrimonio a los soldados, para que se dedicaran sólo a sus batallas, sin miedo a morir. Valentín no lo veía justo y casaba a los soldados romanos a escondidas. Pronto adquirió fama de proteger a los enamorados.
El emperador, Claudio II se enteró y ordenó que fuera detenido y decapitado.
Cuenta una tradición que Valentín, curó la vista de la hija de su carcelero y ésta plantó en su tumba un almendro de flores rosadas, símbolo del amor y la amistad eternas.
También que Valentín, antes de morir, escribió una carta a una amiga suya, Julia, animándola a seguir siendo buena seguidora de Jesús. Al final de la carta firmó: “De tu Valentín” y esto inspiró a que las personas comenzaran a escribir cartas de amor.
Debido a esto Valentín es el patrono de los enamorados.

ORACIÓN:
Jesús, amigo nuestro,
te pedimos hoy, por medio de san Valentín,
por todos los enamorados
para que vivan su amor con respeto y ternura.
Cuida también a quienes pasan por malos momentos
porque su amor se ha enfriado
y, en especial, cuida a aquellos a los que nadie quiere. Amén.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *